Productores pecuarios de diferentes localidades de la provincia de Carabaya, continúan haciendo llegar el reporte de mortandad de camélidos tras la intensa nevada que se registró días atrás.
Muchos de los animales están muriendo en estos días debido a que se debilitaron por el intenso frio provocado por este evento natural. Desde la comunidad de Aymaña en el distrito de Corani se informó de decenas de alpacas muertas. También en la zona alta del distrito de Ollachea.
Similar panorama se reportó en las zonas altas de los distritos de Coasa e Ituata. Productores piden intervención de las autoridades para evitar mayor mortandad. “Nuestros animales están debilitándose cada vez más” comentaron los alpaqueros.