La Corte Superior de Justicia de Puno, sentenció a cadena perpetua a Uldarico Laureano Mamani Quispe, por haber incurrido en el delito de violación sexual en agravio de sus sobrinas menores de edad, informaron las autoridades judiciales.

La condena fue obtenida en audiencia virtual y que fue sustentada por la fiscal adjunta provincial Tania Freyne Velazco Paredes, tras demostrar que el sujeto aprovechó su familiaridad para lograr su cometido cuando las víctimas tenían 10 años de edad, informó el Ministerio Público de la provincia de Lampa.