Ayer, en sesión ordinaria del Consejo Regional de Puno, 10 fiscalizadores apoyaron el pedido de cambio o renuncia de la fiscalizadora Zaida Ortiz Vilca, en el cargo de consejero delegado, por incapacidad de conducción del máximo órgano de gobierno.

La consejera por Puno, Yaqueline Velásquez, pidió el cambio verbalmente, debido a que durante las primeras tres sesiones de consejo regional, se evidencio una falta de autoridad, llegando a ridiculizar al Consejo Regional de Puno. Incluso varios pedidos presentados mediante documentos no fueron incluidos en la agenda.

Durante varios minutos algunos consejeros mostraron su respaldo al pedido, sin embargo la consejera delegada Zaida Ortiz, trató de evitar que prospere la votación de aprobación o desaprobación, indicando que no renunciará a su cargo porque fue designada democráticamente.

Tras varios minutos de espera, se procedió a la votación, obteniéndose 10 votos a favor del cambio y 3 abstenciones. Sin embargo la consejera Zaida Ortiz mostró su descontento y atinó a señalar que no hubo 11 votos como mínimo para que proceda el pedido.

Cabe indicar que un grupo mayoritario de consejeros regionales, lograron recabar 12 firmas para presentar formalmente la remoción de cargo de consejero delegado. Y sin consentimiento de la consejera Zaida Ortiz, designaron como encargado provisional a Leonidas Andrés Cano Ccalla, quien deberá convocar a la próxima sesión de consejo regional.