El torso calcinado que fue encontrado en el interior de una maleta en la variante de Pasamayo el pasado domingo 7 de enero pertenecería a la joven madre Brigitte Dayana Huiza Vásquez de 23 años que retornó de Argentina y desapareció entre CHIMBOTE y Trujillo el 28 de noviembre del año pasado.

Huiza Vásquez habría sido identificada por unos tatuajes impregnados en el malogrado cuerpo y que fueron reconocidos por los familiares de la joven mujer que la buscaban desde el año pasado.

Sobre la Brigitte Huiza los diarios informaron que ella vivía hace 13 años en el país del sur, desde donde retornó con su hija de cinco años y viajó para encontrarse con su esposo y pasar vacaciones, antes de desaparecer el día señalado.

Hasta donde se sabe, la denuncia de la desaparición de Brigitte Huiza fue realizada por su pareja, Richard Ruiz, quien indicó a las autoridades que la vio por última vez, el martes 28 de noviembre, minutos antes de que ambos salieran de su casa ubicada en La Esperanza, él para trabajar y ella para realizar compras.