Este temporada se hace crítico en diferentes sectores de la provincia de Carabaya y la región de Puno debido al periodo de sequía que involucra la escases de agua. En Ajoyani  viene sucediendo y los más afectados son los productores pecuarios.

Esta preocupación ya data de tiempo atrás donde los manantiales u ojos de agua se secan y los animales ya no tienen espacios de donde  consumir este líquido vital para su subsistencia además de la carencia de pastizales.

En tanto solicitaron que las autoridades trabajen en proyectos de cosecha de agua que permitan almacenar este recurso durante el periodo de lluvias.