000013324MLa reforma salarial en el ámbito de las Fuerzas Armadas, que lleva a cabo el Gobierno, permitirá una mejora del 70% en los ingresos del personal militar, destacó el jefe del Estado, Ollanta Humala, al señalar que se trabaja para fortalecer a las instituciones castrenses.

Al presidir la ceremonia por los 136 años del Combate Naval de Angamos y el 194° aniversario de la Marina de Guerra, detalló que esta reforma para la mejora remunerativa de las Fuerzas Armadas comprende cinco tramos, el cuarto de los cuales se ejecutará este año.

“Esta reforma nos ha permitido mejoras salariales en cinco tramos. Este año entramos en el cuarto tramo, y una vez concluido tendremos una mejora salarial de nuestro personal; en promedio, un 70%. Esto nunca antes se lo habían dado y se lo está dando este gobierno”.

Compensación

Además de ello, dijo, se otorga una compensación por tiempo de servicios, “que tanta falta hace” a los marinos que pasan al retiro.

Del mismo modo, recalcó que se les permite una doble alternativa de ingresos, no solo por prestar servicios en la docencia, sino también por labores de seguridad ciudadana.

Agregó que el personal de la Marina de Guerra cuenta asimismo con programas estatales como Beca 18, en beneficio de sus licenciados, y con acceso al Instituto Superior Tecnológico de las Fuerzas Armadas, en el que se brinda capacitación antes y después del servicio militar.

Reto

Desde la plaza Miguel Grau del Callao, el Presidente subrayó, en ese sentido, que en los próximos años las Fuerzas Armadas contarán con especialistas y personal de tropa altamente calificado.

“Ese será un reto y un primer paso para una real modernización de nuestras Fuerzas Armadas, empezando desde el capital humano, el personal de los soldados”.

Sin embargo, el Mandatario señaló que eso no es suficiente, pues así como se beneficia al personal, se hace lo propio con la institución, mediante la dotación de buques logísticos, multipropósito y patrulleras oceanográficas para cubrir las 200 millas del mar peruano.Con ello, anotó el Dignatario, se busca poner a la Marina de Guerra del Perú a la altura de los desafíos propios de la modernidad del siglo XXI.

“Estamos construyendo las naves que surcarán los ríos de la Amazonía dentro del programa de PIAS (Plataforma Itinerante de Acción Social)”.

Última generaciónSostuvo asimismo que trabaja en la dotación de helicópteros de última generación para la Marina, en la adquisición de vehículos anfibios de fabricación canadiense, así como en la modernización de los aviones Fokker, y en la potenciación de los Servicios Industriales de la Marina (Sima).

Resaltó que estos últimos son “los artesanos del acero” porque construyen diversos puentes en el ámbito nacional, además de huaros o canastillas para el transporte seguro y eficiente de personas y carga sobre los ríos, sobre todo en los poblados más alejados.

En otro momento, el Jefe del Estado hizo hincapié en que el actual Gobierno, a diferencia de “las épocas del pasado”, ha respetado de forma escrupulosa a los institutos armados, sus presupuestos y sus procesos internos.

“Las épocas del pasado en las cuales no se respetaba a nuestras Fuerzas Armadas, que se utilizaba su presupuesto para otras cosas, que se maltrataba a nuestra Fuerzas Armadas, ya pasó y eso en este gobierno no sucederá”.Por otro lado, el Mandatario

destacó el valor y compromiso que el héroe nacional, Miguel Grau, mostró en diferentes etapas de su vida, y comentó que el valeroso almirante dejó como enseñanza que en los momentos más duros el patriotismo sale a flote.

A esta ceremonia también asistieron el jefe del Gabinete Ministerial, Pedro, Cateriano; el titular de Defensa, Jakke Valakivi; y otros ministros de Estado, además del presidente del Congreso de la República, Luis Iberico; el comandante general de la Marina de Guerra, Edmundo Deville del Campo, entre otros.

Proceso transparente

La Marina de Guerra realiza su proceso de ascensos de manera transparente, legal y auditable, a diferencia de “épocas oscuras que nunca se deben repetir”, aseveró el ministro de Defensa, Jakke Valakivi, al rechazar “cualquier insinuación política o interferencia”.

Durante su discurso en la ceremonia por el aniversario de la Marina de Guerra y del Combate de Angamos, Valakivi resaltó que estos ascensos se efectúan “siguiendo etapas y procedimientos objetivos muy claros”, por lo que no puede haber cabida para irregularidades.

Esto contrasta con lo ocurrido “en otras oscuras épocas de nuestras Fuerzas Armadas”, sostuvo.En su alocución, también destacó que pronto estará listo el primer buque escuela de vela de la Armada peruana, que se implementa en las instalaciones de los Servicios Industriales de la Marina.En este buque de cuatro mástiles se forjará la doctrina de la Marina y se reforzará la moral de sus futuras generaciones, dijo.

Sima

El comandante general de la Marina de Guerra, Edmundo Deville del Campo, destacó que el apoyo decidido del Gobierno y la labor afinada del Sima han permitido la reactivación de la industria naval del país.Resaltó que ello ha generado nuevos puestos de trabajo, así como la obtención de mayores conocimientos, además de reducir la dependencia de la tecnología extranjera en ese sector.“No existe país desarrollado que no cuente con una industria naval dinámica y moderna, y que esta se asocie a una política marítima coherente”.