A partir del 15 de noviembre los docentes agremiados al Sindicato de Docentes de la Universidad Nacional del Altiplano (Siduna), en Puno, iniciarán una huelga indefinida exigiendo su homologación y el pago de su CTS. El rector Porfirio Enríquez Salas mostró su apoyo a sus colegas, recordando que él también es un trabajador.

“Tengo que resaltar que todos los trabajadores del sector público tienen derecho a reclamar sus derechos, por lo que respetamos que nuestros colegas estén tomando esta medida de lucha. El suscrito también sigue siendo docente universitario”, expresó.

Por otro lado, dijo que esta medida no perjudicaría el proceso de nombramientos.