000015604MDe acuerdo con los reportes sobre el Fenómeno El Niño, la posibilidad de que se presente un evento extraordinario se redujo a un 5%, pero se mantienen altas las probabilidades de que sea fuerte, manifestó el ministro de Agricultura y Riego, Juan Manuel Benites.

“Si hablamos solo de extraordinario, bajó a un 5%; sobre si es fuerte y extraordinario, sumados los dos, nos da un 40%; pero ahora aparece también [la posibilidad de uno] moderado en un 50%, a partir de febrero”.

El titular del Ministerio de Agricultura y Riego (Minagri) sostuvo que existe la probabilidad de que se presenten lluvias fuertes en lo que queda de diciembre y enero en la zona norte, por lo que se mantiene la alerta y se monitorea de manera constante la temperatura del mar, para ver si se presenta El Niño costero.

Benites informó, además, que existe una alerta por el retraso de lluvias en tres regiones, por lo que ya se adoptan todas las previsiones para reducir los efectos que podría tener la escasez del agua.

“Entre Arequipa, Moquegua y Tacna no hay la cantidad de precipitaciones de otros años. Eso levantó una pequeña alerta y ya nos juntamos con las poblaciones y autoridades para ver el tema”.

Certificación

El ministro Juan Benites entregó, en una ceremonia de Agro Rural, la certificación de Extensionistas en el manejo productivo de camélidos domésticos a 270 “talentos rurales” de diez regiones. Esto es por sus conocimientos ancestrales y manejo eficiente de los animales en las zonas altoandinas. El trabajo se hace con el el Sistema Nacional de Evaluación, Acreditación y Certificación de la Calidad Educativa. La certificación no solo reconoce a los “talentos rurales” como extensionistas en el manejo productivo de los camélidos sudamericanos, sino que también promueve la formalización de su actividad, informó el Minagri.

Quebradas

Consultado sobre la región Lima, Juan Benites indicó que las acciones se centran en las quebradas, al implementar una serie de herramientas de alerta temprana, como los pluviómetros.

Esta semana, dijo, se instalarán mallas que reducen la energía de los huaicos en nueve quebradas consideradas zonas vulnerables.

Estas mallas permitirán retener los sólidos y así se evitará mayores daños durante los deslizamientos, agregó.