080308_19610El presidente de la República, Ollanta  Humala, destacó este jueves los logros alcanzados por su gobierno, y aseguró que las próximas administraciones del país deberán respetar el legado del nacionalista, el cual se centra en el impulso a la educación, la creación de una política social, la diversificación productiva y la lucha contra la corrupción.

Durante el discurso que pronunció en la ceremonia por el décimo aniversario de creación del Partido Nacionalista y los quince años del levantamiento de Locumba, el jefe del Estado recordó que como nunca antes había ocurrido en toda la historia del país, el Estado destina más de 3 por ciento del Producto Bruto Interno (PBI) a la educación.

Resaltó, además, que el próximo año, el monto de inversión en el mencionado sector alcanzará el 3.9 o incluso 4 por ciento del PBI.

“Los siguientes gobiernos no podrán reducir el impuso que los nacionalistas le han puesto a la educación”, manifestó en su discurso pronunciado en la Plaza San Martín, escenario de la actividad partidaria.

SOBRE RENUNCIA DE NACIONALISTAS

El jefe de Estado criticó a quienes abandonaron las filas del nacionalismo. Al preguntar cómo se califican a estas personas, los concurrentes a la plaza San Martín, en el centro de Lima, respondieron : “ratas y transfugas”.

“Sí, de esos tuvimos. El nacionalismo es perseverancia, es firmeza, es paciencia, es amor por el Perú, y hemos llegado a Gobierno, pero todavía nos falta avanzar más porque no basta con llegar, hubo quienes quisieron acomodar sus intereses subalternos a los de la Nación”, dijo. Asimismo, subrayó que su partido surgió fruto de un “sentimiento patriótico” y con la consigna de crear un “nuevo camino y una nueva esperanza para el país”, y romper con la exclusión y el centralismo limeño.

Añadió que el contexto en que nació esta propuesta política, fue la época fujimorista, en la cual hubo corrupción, violaciones a los derechos humanos y pérdida de valores.

Por su parte, Heredia Alarcón, sostuvo que al asumir el gobierno le han enseñado muchas cosas a los partidos tradicionales y aseguró que en su agrupación han quedado los “nacionalistas que tienen que estar, los que no se chupan, las mujeres y hombres que quieren seguir gobernando el país”.

POLÍTICA SOCIAL

Igualmente, dijo que la política social fue diseñada para atender las brechas de desigualdad en las zonas más pobres del país, para lo cual fue necesario crear el Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social (Midis).

Indicó que esa medida permite ahora al Estado colocar más de S/. 4 500 millones en programas sociales, los cuales continuarán expandiéndose.

“Donde hay un pobre siempre tiene que haber un programa social; la política social es otra política de Estado que no vamos a permitir que los siguientes gobierno retrocedan (…) se los entregue formalmente al pueblo y eso se respeta y se defiende”, comentó.

En cuanto a la política de diversificación productiva, justificó su impulso al subrayar que el desarrollo nacional no puede continuar dependiendo de la minería o actividades extractivas.

Indicó que esa dependencia puede romperse por medio de la ciencia, la tecnología, la industrialización y la manufactura, es decir, por medio de la diversificación de la producción.

INVERSIÓN EN LA GENTE

“Necesitamos invertir en la gente hoy en día más que en los recursos naturales y eso tenemos que trabajar y esa es la siguiente política de Estado que el gobierno deja a las siguientes administraciones y en las cuales no debe haber retroceso. Eso el pueblo no lo va a permitir”, comentó.

Además, el presidente Humala destacó la lucha frontal desplegada por su gobierno contra la corrupción, la cual tuvo –según indicó- uno de sus puntos más saltantes en la intervención a seis gobiernos regionales en los cuales hubo la necesidad de “limpiar” dado que “olían a pescado malogrado” por los graves casos de irregularidades en el manejo de los recursos públicos.

“Esa es la lucha que no va a terminar, si tenemos que seguir ingresando a más gobiernos regionales, vamos a seguir ingresando y lo haremos porque creemos que la democracia tiene la fuerza para defenderse”, comentó.

EL NIÑO

En medio del apoyo de los simpatizantes del Partido Nacionalista, el primer mandatario recordó el desafío trazado por el advenimiento del Fenómeno  El Niño a las costas del Perú.

Al respecto, dijo que la población de todo el país “se pone de pie” ante el reto que implica estar preparados para este evento climático.

“(…) pero lo superaremos porque al  Perú nadie lo detiene, a este Perú que se viene construyendo desde abajo y hacia adentro nada lo detiene; es un legado nacionalista y lo tenemos que seguir trabajando”, manifestó.

En cuanto a los temas políticos, el primer mandatario destacó que a pesar de la juventud del Partido Nacionalista, este ha logrado “en diez años lo que muchas fuerzas políticas no han alcanzado jamás”.

“Por lo tanto, larga vida al nacionalismo y al país porque vamos a seguir trabajando”, comentó.

La actividad partidaria contó con la asistencia de la presidenta del Partido Nacionalista, Nadine Heredia; de los exministros Daniel Urresti y Alberto Otárola; así como de congresistas de Gana Perú, dirigentes de la organización y militantes en  general.

Con información de ANDINA