El subprefecto de la provincia de Carabaya Eduardo Herrera dio a conocer que ya no tiene facultad para poder declarar feriados locales, como es el caso del día nueve de diciembre fecha de la veneración de la festividad de la Virgen Inmaculada.

Manifestó que la comisión central de la festividad de diciembre debe de solicitar al gobierno regional de Puno esta petición, con el fin de que el gobernador regional encargado Agustín Luque pueda decretar el feriado local con el fin de las instituciones públicas y privadas puedan participar en esta actividad.

Año tras año cuando esta actividad católica coincide con un día hábil o laborable, la autoridad política se encargaba de declarar feriado local no laborable, con la situación normativa actual, esto al parecer no será así, lo que obligaría a las instituciones privadas y públicas a laborar con normalidad el día de la veneración a la Virgen Inmaculada en la ciudad de Macusani.