El Frente de Defensa de los Intereses del Pueblo (FEDIP) dio plazo hasta el día 15 de diciembre para una reunión pública con el gerente general de la empresa Consorcio Allincapac el mismo que viene ejecutando la obra de mejoramiento y ampliación del sistema de agua y desagüe para Macusani.

Adán Narváez presidente de esta organización manifestó que actualmente la obra se encuentra paralizada por la falta de supervisión y se debe concretar la reunión antes del reinicio de la obra para solucionar los múltiples reclamos de la población y el sector de construcción civil.

De no conseguir la presencia del gerente general de esta empresa, el dirigente anuncio movilizaciones y protestas para ser escuchados.

Ante la ola de reclamos de la población por la suspensión de esta obra, el residente de obra del Consorcio Allincapac dio a conocer que en tres días procederá a cubrir las zanjas abiertas producto de los trabajos hasta el reinicio de la obra en enero del 2020.