gerald-oropeza-dice-en-audio-t-jpg_654x469Un reportaje periodístico hizo ayer sonar las alarmas en la clase política y en las redacciones. Y es que el programa Reporte Semanal difundió ayer audios y videos incautados por la Policía de Ecuador que fueron encontrados en el celular que el presunto narcotraficante Gerald Oropeza utilizó mientras se mantuvo prófugo de la justicia peruana en el balneario ecuatoriano de Salinas.

AUDIOS. En dichos audios se oye a Gerald Oropeza decir que tiene “gente por todos lados”. Pero lo que llamó la atención fue un audio en el que el sindicado capo de la droga asegura que uno de ellos es su “tío Alan”.

“No te preocupes por nada –dice Gerald Oropeza, confiado en salir librado de las investigaciones en la Fiscalía-, nosotros tenemos gente de respaldo, pues.

Y agrega: “¿Te acuerdas de mi ‘tío Alan’? Toda su batería está a disposición para cualquier cosita. Gente por todos lados, del mismo puerto viejo”.

El programa periodístico informó que no solo se encontraron audios en el teléfono de Gerald Oropeza, sino también cerca de 500 imágenes.

Los videos y fotografías muestran al detalle las habitaciones del departamento que alquiló en la playa Salinas mientras se ocultaba de la Policía de Ecuador.

También aparecen las jóvenes cubanas que lo acompañaron: Giselle y Elizabeth Castellanos salen barriendo y trapeando los ambientes del departamento.

El material será analizado por el fiscal de Crimen Organizado, Lucio Sal y Rosas, quien viene investigando este extremo del caso.

ESTRATEGIA. De los audios se desprende que el blanco del atentado al denominado “Narcoporsche” cuenta con una estrategia, además del apoyo de su “tío Alan”, para librarse de las acusaciones que lo involucran en el tráfico de drogas.

Este documento que le han llevado a Robles en 20 días le dan sí o sí. Si lo pueden sacar esta semana, que avise; si no, que ya no haga nada. Esta semana o la otra máximo; si no, igual nos lo van a dar”, se escucha decir a Gerald Oropeza.

Y continuó: Sale eso y gol . Y de allí ya nos movemos. Ustedes se van a tener que guardar. Hagan lo del banco porque la próxima semana ustedes también se vienen acá. Que ‘El Flaco’ no salga para nada porque ya se está arreglando todo. Nos dan positivo antes de y ya les tiro la bulla, pero ya estamos ya”.

“El Flaco”, según los avances en la indagación de la Policía, sería Carlos Sulca, su mano derecha.

Para Gerald Oropeza, el fin de las investigaciones en su contra era cuestión de tiempo, gracias al respaldo que tendría de su “tío Alan”.

VÍNCULOS. Desde que el escándalo del “Narcoporsche” estalló, la prensa comenzó a descubrir que la familia de Gerald Oropeza , que estaba ligada al narcotráfico, tenía lazos con el partido de Alan García.

El padre del denominado “Grande capo”, Américo Oropeza, ocupó el cargo de dirigente del partido de la estrella en San Juan de Lurigancho. Postuló además dos veces a la alcaldía de dicho distrito. Sin embargo, fue asesinado a balazos el 26 de enero de 2011 en condiciones extrañas.

Asimismo, un reportaje periodístico reveló que Luis Nava, ex secretario general de la Presidencia de las República durante el segundo gobierno de Alan García, utilizó un inmueble que era de propiedad del encarcelado extitular de la Comisión de Gracias Presidenciales, Miguel Facundo Chinguel, procesado por el caso “narcoindultos”. Los arbitrios del inmueble, por si fuera poco, eranpagados por el propio Gerald Oropeza.

Se supo después que Facundo Chinguel, quien también fue abogado de la familia Oropeza, mantuvo un vínculo comercial con Gerald Oropeza: realizó la compra ficticia de sus tres empresas.

Dichas compañías lograron contratar con el Estado por un monto equivalente a S/.216 millones durante el segundo gobierno aprista. Una de ellas, Sergero S.A.C., obtuvo S/.149 millones en contratos con el Ministerio Público.

Gerald Oropeza también llegó a vivir en una lujosa mansión embargada al exbroadcaster José Enrique Crousillat por medio del gobernador aprista de La Molina, Ángel Vera Niño. Su madre, Pilar Consuelo López, también fue candidata al Congreso por el APRA en 2011.

“DESESPERADOS”. A su turno, el legislador oficialista Teófilo Gamarra señaló que el audio es “preocupante” y debe ser el Ministerio Público el ente encargado de establecer las vinculaciones del Partido Aprista con Oropeza.

“De hecho el tema es preocupante. El fiscal es quien tiene que determinar las relaciones que existían entre la alta dirigencia del APRA y este señor (Oropeza). No hay que olvidar que tenía aparente confianza con el señor Miguel Facundo Chinguel”, declaró a este diario.

Cabe precisar que Facundo Chinguel era el presidente de la Comisión Nacional de Gracias Presidenciales durante el último gobierno aprista y es investigado por el caso de los “narcoindultos”.

Asimismo, Gamarra rechazó que el Gobierno esté detrás de la filtración de los audios del caso Oropeza a la prensa para desprestigiar al APRA.

“Yo rechazo eso tajantemente. Los operadores políticos del Partido Aprista tratan de echarle la culpa al gobierno de Ollanta Humala de todo”, indicó.

Agregó que muchos de los documentos que son parte de investigaciones reservadas, incluso en contra de personajes del oficialismo, se han filtrado a los medios de comunicación.

“No se puede imputar responsabilidad en estos casos al nacionalismo. Nosotros no estamos investigando, no estamos juzgando a nadie. Todo esto se produce en el Ministerio Público. Son actitudes desesperadas de los operadores políticos del APRA”, finalizó.