Un grupo de jóvenes procedentes de la ciudad de Juliaca llegaron este domingo hasta el domicilio del ciudadano Martín Rodríguez ubicado en el distrito de Santa Rosa-Melgar, para expresarle su apoyo y dotarle de algunos bienes.

Como se recuerda el longevo poblador, fue víctima de humillación y castigo por ser el padre de Wilfredo Rodríguez conocido como el “caníbal de Juliaca”.

Los jóvenes, quienes días antes habían realizado una colecta en la ciudad de Juliaca, llegaron hasta este lejano poblado, para encontrarse con el mismo ciudadano y evidenciar su humilde vivienda.