El Camino Inca a Machu Picchu será cerrado a turistas nacionales y extranjeros durante todo febrero, con el objetivo de facilitar los trabajos de conservación de los tramos que comprende. Así lo informó Vidal Pino Zambrano, director de la Dirección Desconcentrada de Cultura de Cusco.

El funcionario precisó que personal especializado de la institución ejecutará trabajos de mantenimiento en la vía peatonal, en los puentes de madera y en los canales de drenaje de aguas de lluvia.

Asimismo, reveló que se harán refacciones y limpieza de la maleza en las áreas de camping y en los baños.

“Este trabajo se ejecutará desde Piscacucho hasta Intipunku”, detalló Pino Zambrano