Al cierre del tercer mes del año, la Municipalidad Distrital de Corani y Crucero de la provincia de Carabaya, se encuentran últimos en ejecución presupuestal a nivel de  proyectos de inversión pública en  la región Puno, con apenas el 3% de gasto.

Una vez más se evidencia la limitada capacidad de gasto que tienen las municipalidades distritales, principalmente los de la provincia de Carabaya, a nivel de proyectos de inversión pública, pese a que los alcaldes entran a su tercer año de gestión.

Corani es una muestra de ello, porque esta municipalidad al mando de Remigio Mamani  como alcalde distrital, apenas gasto el 2.7% de su presupuesto destinado para este año que asciende a cerca de 5 millones de soles.

Otra municipalidad que se encuentra dentro de los últimos lugares a nivel de la región Puno, es la de Crucero con su alcalde Braulio Pacori Chavez, que al terminar el tercer mes del año, solo pudo gastar poco más de 300 mil soles de los más de 10 millones de soles que tiene destinado para este año, gasto que representa apenas el 3% de ejecución presupuestal.

Una vez más la Municipalidad Distrital de Ajoyani la mando de Adolfo Quispe, al igual que el año pasado, solo gastó el 5% de su presupuesto destinado para este año. Son 3 millones de soles que tiene para el 2017 pero tal parece que sus autoridades no saben cómo gastarlo.