Ante el momento complejo por la que atraviesa la Cooperativa de Ahorro y Crédito Wiñay Macusani durante los últimos días, se consensuó realizar una auditoría general de los manejos económicos de esta entidad desde el año 2012 para determinar posteriores responsabilidades de deudas que se estarían arrastrando hasta ahora.

Para las Rondas Campesinas, la gerente general, Eleana Melo Guzmán estuvo incurriendo en diferentes irregularidades en el manejo económico, entre ellos obtener un préstamo superior a los 50 mil soles, aun  cuando el estatuto se lo impide; por ello insistirán en pedir su renuncia señalaron los dirigentes.

Mientras tanto, la presidenta del Consejo de Administración de la Cooperativa, Marleny Quispecondori, fue enfático al señalar que no apañaran ningún acto irregular y planteó la necesidad de realizar una auditoría general iniciando desde la gestión del 2012 para determinar responsabilidades y sanciones posteriores.

Teodoro Quispe, delegado del distrito de Ayapata manifestó que no tienen conocimiento de las diferentes denuncias de presuntas irregularidades que se estarían cometiendo por parte de la gerente y otros administrativos de la Cooperativa. “Mientras no encontremos irregularidades no se puede determinar el cambio de la gerente” manifestó.