congreso-de-la-republica-dice--jpg_654x469El presidente del CongresoLuis Iberico, no apareció ayer en el Palacio Legislativo para fundamentar las razones de la entrega de la tarjeta electrónica por concepto de aguinaldo navideño con un crédito de S/.1500 otorgada a los parlamentarios (aparte del sueldo y la gratificación).

Solo la Oficialía Mayor emitió un comunicado en el que sostiene que la decisión de entregar la cuestionadas tarjetas a los legisladores responde, en buena cuenta, a que estas también fueron entregadas durante la gestión de la nacionalista Ana María Solórzano en el periodo 2014-2015.

“Es la misma cantidad dada en el periodo legislativo 2014-2015. Dicha suma sustituye al tradicional aguinaldo navideño que se acostumbraba entregar a todos los trabajadores (pavo, bolsa de víveres y vales de consumo)”, se lee en el comunicado.

Se explica que desde 2001 a la fecha “las sucesivas mesas directivas del Parlamento han entregado aguinaldos a los trabajadores y a los congresistas”.

Más adelante, se señala que el monto de S/.1500 surge a sugerencia de los propios servidores del Congreso y del sindicato de trabajadores.

En esa línea, refiere que la actual Mesa Directiva “ha optimizado las condiciones económicas y laborales de los trabajadores mediante mejoras salariales, así como la aprobación del Estatuto del Servicio Parlamentario, que fija la línea de carrera meritocrática”.

Sin embargo, dichos aumentos no han sido publicados en la web institucional como parte de la transparencia de los acuerdos de Mesa Directiva, y el estatuto, si bien se ha aprobado, no ha sido publicado.

Con respecto a la no actualización de la web del Congreso sobre los acuerdos adoptados por la Mesa Directiva, la Oficialía Mayor señala que “dentro del plazo legal de tres meses publica todos los acuerdos de la Mesa Directiva, sin excepción”.

SIN USO. Correo consultó a varios congresistas con respecto a su “aguinaldo navideño” y más de uno se mostró sorprendido de haber recibido una tarjeta electrónica con S/.1500 para ser retirados en cualquier momento.

El congresista peruposibilista José León, por ejemplo, señaló a este medio que no estaba informado sobre la entrega de dicha tarjeta, ya que no se encontraba en el Congreso.

“No sabía nada porque estaba en esos días cumpliendo la semana de representación”, aseguró.

José León manifestó que no le parece necesaria la entrega de ese dinero a los legisladores.

“La tarjeta de seguro estará en mi despacho. Desconozco y no la he tocado”, precisó.

Por su parte, el congresista de Fuerza Popular Juan Díaz Dios admitió que se le dio una tarjeta con dicho monto, pero dijo que hasta el momento no le ha dado uso para realizar alguna compra.

“Pero tampoco tendría nada de malo. Pero en general, más de un congresista no ha estado al tanto de los acuerdos de Mesa Directiva”, señaló.

Dijo que los legisladores no se encuentran en la obligación de estar pendientes de los acuerdo administrativos, como el que realiza la Mesa Directiva, por lo que incluso no recuerda si el año pasado le dieron un tarjeta similar, tal como lo afirma un comunicado de la Oficialía Mayor del Congreso.

Pese a todo, justificó dicho pago y resaltó su legalidad.

“A diferencia de los trabajadores de carrera en el Parlamento, nosotros no recibimos un sueldo por vacaciones ni por Navidad, que por ejemplo el Oficial Mayor o cualquier otro trabajador que reciben 16 sueldos sí lo hacen”, señaló Juan Díaz Dios.

DEVOLVERÍAN TARJETA. Según el congresista de Solidaridad Nacional Martín Belaunde Moreyra, la entrega de la tarjeta responde a un acuerdo de la Mesa Directiva del cual no ha participado, aunque reconoció que sí la recibió días antes de Navidad.

“Creo que me dieron un sobre con la tarjeta, no recuerdo si la he consumido”, señaló.

Indicó que está dispuesto a devolverla si hay un acuerdo de la Mesa Directiva que disponga dar marcha atrás en este asunto.

“Me dan una tarjeta que no he solicitado, obviamente que no forma parte de mis ingresos, que no es efectivo. Si deciden revocar el acuerdo, de mi parte no hay ningún problema para devolver la tarjeta”, manifestó el legislador.

A su turno, el congresista Carlos Bruce indicó que no fue consultado sobre la entrega de dicha tarjeta y agregó que esta le cayó de imprevisto. “No he gastado la tarjeta”, manifestó.

Bruce sostuvo que, según información que le dieron, dicha tarjeta no era dinero del Congreso sino delComité de Administración del Fondo de Asistencia y Estímulo (CAFAE).

“Es un fondo que administran los empleados del Congreso y que se alimenta de los descuentos de todos los empleados, incluidos los congresistas (…) Ellos deciden qué hacer con la plata de los empleados para Navidad y Fiestas Patrias”, señaló.

“Pero si es plata del Congreso, allí sí reconsideraría el uso de la tarjeta”, destacó.

Por su parte, el congresista Víctor Andrés García Belaunde declaró que él devolvió la tarjeta el mismo día que la recibió.

“Recibí la tarjeta el 16 de diciembre, pero ese mismo día la devolví. Envié un documento rechazando dicha bonificación”, afirmó tras resaltar que aceptar S/.1500 más, aparte de sus gratificaciones, representa un exceso. “No me parece justo, somos ya unos privilegiados”, señaló el popular “Vitocho”.

En otro momento, indicó que es mentira que los congresistas no hayan sabido de dicho pago, desmintiendo de esta forma a algunos de sus colegas. “No es cierto, esa es la excusa de siempre. Hay que ver y fijarse en sus gastos y consumos”, declaró.

DESPRESTIGIO. El expresidente del Congreso ÁnteroFlores-Aráoz señaló que a la gente le molesta que haya este tipo de pagos injustos. “Eso a la gente le friega y revienta, eso genera el desprestigio que ahora tenemos”, dijo.