Los congresistas María Bartolo y Rubén Ramos presentaron este domingo sus cartas de renuncia a la bancada de Unión por el Perú (UPP) debido a discrepancias con el vocero de la agrupación, José Vega. De esta manera, la bancada de UPP pasa de 12 a 10 integrantes en el Congreso.

En el caso de Bartolo, el documento que comunica su renuncia señala que no se están tomando en cuenta las opiniones de todos los legisladores para tomar una postura como bancada sobre la crisis política que atraviesa el país.

Por su parte, Rubén Ramos señaló que la bancada no respeta los “principios del etnocacerismo” y que por ello se ve obligado a renunciar.