44046_370x0Tras una primera reunión realizada en Juliaca, entre dirigentes de Antauta y representantes de MINSUR, se instaló la mesa de diálogo entre ambas partes en el distrito de San Antón (Azángaro), con lo que se levantó la huelga indefinida, lo que permitirá el normal desarrollo del proceso electoral en la localidad.

En el primer acercamiento, luego de algunos cuestionamientos mutuos, los pobladores de Antauta y los representantes de MINSUR expresaron su voluntad para el inicio de un diálogo, con una acreditación de participantes, así como el cronograma de actividades, previo al cese de la huelga.

Por ello los dirigentes exigieron que se converse sobre tres puntos, primero empleo local en un 70%; segundo, que la empresa minera comparta el 10% de utilidades por la venta del recurso mineral; y tercero, el resarcimiento ambiental para la recuperación e indemnización.

Participaron Martín Carbajal, Coordinador Regional de Diálogo y Sostenibilidad (PCM); David Vázquez, Gerente de Gestión Social de MINSUR; Lucio Barrionuevo, dirigente de Antauta; Marco Soto, alcalde de Antauta; Edison Salas, Jefe del Frente Policial de Puno; y la Defensoría del Pueblo.

Posteriormente, se procedió con el desbloqueo de las vías, con apoyo de las partes involucradas; asimismo se cumplió con la instalación de la mesa de diálogo con los representantes acreditados, donde se fijó que el 19 de abril se hará la primera reunión en Antauta.

Sin embargo, las autoridades de instituciones como el Ministerio Público, PNP, ONPE, advirtieron que en cualquier caso de impedimento del proceso electoral, los responsables pueden ser procesados y sancionados con una pena privativa de libertad no menor de 3 ni mayor de 10 años.