Obreros de construcción civil denuncian que la Empresa CyM (Constructores y Mineros) tiene 200 trabajadores sin pago en la Central Hidroeléctrica Ángel I, II y III (Puno) y otros 400 despedidos que reclaman su salarios y beneficios sociales, luego de ser despedidos.

Advierten que la empresa despide obreros sin pagarles sus salarios y beneficios sociales, y luego contrata a otros obreros que siguen el mismo destino, para así continuar con una cadena de explotación que ya ha perjudicado a 600 trabajadores de construcción civil hasta la fecha.

Por ello, la Federación de Trabajadores en Construcción Civil del Perú (FTCCP) hace un llamado al Ministerio de Trabajo y Promoción del Empleo, la SUNAFIL, la SUNAT, el Ministerio de Energía y Minas, y demás autoridades competentes, a fiscalizar a esta empresa que incumple con las leyes del Estado.